Madura exigiendo la corrida

0
60

Mientras el tio duerme la siesta en el sofa, su mujer esta viendo una telenovela y empieza a ponerse cachonda, tanto que se lia a chupar la polla a su marido; parece que la cosa no se anima, pero ella insiste e insiste con entusiasmo hasta que por fin el miembro parece despertar y acaba por echarle toda la corrida en la cara.