Dandole caña por detras

0
54

Durante mucho tiempo el mayordomo ha esquivado las insinuaciones de su señora, pero hoy ya no ha podido hacerse el loco y ha acabado follando con ella en el salon. Dispuesto a que no lo olvidara jamas, le ha dado a la tia bien fuerte por el culo, cosa que la ha hecho gemir como una puta de puro placer.